¡Gira el móvil!
tarify.es se ve mejor en Portrait

Los 10 países con el mejor sistema sanitario del mundo

pasillo-hospital-azul-enfermeras

Te traemos el top 10 del ranking de los países con mejor sanidad del mundo. Alerta spoiler: España está en él.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) ha establecido un listado en el que incluye 190 países con mejor sanidad

1. Francia

Francia encabeza la lista de la OMS. Sus casi 70 millones de habitantes tienen acceso a un híbrido público-privado..

La Seguridad Social francesa cubre el 70% de la asistencia primaria: el paciente acude a una visita médica, abona el importe total y después se le devuelve ese 70%.

La mayoría de los ciudadanos franceses contratan, además, un seguro médico privado para cubrir eventualidades de carácter grave, es decir, enfermedades que el sistema sanitario público francés no cubriría. 

2. Italia

Italia, a ojos de la Organización Mundial de la Salud, es el segundo país con mejor asistencia sanitaria del mundo. Básicamente, sigue un patrón similar al francés: la sanidad está en manos de organismos públicos y privados.

La diferencia en este caso es que los servicios están descentralizados: el sistema sanitario se divide por regiones y cada una se adapta a las condiciones de cada zona. Por tanto, la sanidad no funciona igual en la zona de Lombardía que en la zona de Umbria.

Italia garantiza que los servicios en asistencia primaria estarán cubiertos. Para todo lo demás, la cobertura es parcial. Los ciudadanos deben abonar una cantidad por consulta médica.

3. San Marino

San Marino es el tercer Estado más pequeño de Europa, después de Ciudad del Vaticano y Mónaco. Sus 35.000 habitantes disfrutan del bronce en materia sanitaria, según la OMS.

La media de inversión del país en este campo supera con creces las de muchos otros, llegando a presupuestar más de 3.000 euros por ciudadano en sanidad anualmente.

4. Andorra

El sistema sanitario andorrano también se posiciona como uno de los mejores del mundo. ¿Los motivos? La pequeña dimensión del país y la baja tasa de paro podrían declararse razones suficientes para este cuarto puesto mundial.

Una peculiaridad del sistema es que solo algunos profesionales sanitarios son asalariados, los demás son autónomos con un convenio con la Seguridad Social.

Los ciudadanos andorranos pueden elegir a qué médico quieren ir (ya sea médico de cabecera o médico especialista en una rama concreta). Al final de la visita, pagan el 100% de la consulta y a lo largo de los días, la Caixa Andorrana de Seguretat Social les devuelve el 75% de los gastos. De igual forma ocurre con los medicamentos.

5. Malta

Malta tiene unos 500.000 habitantes y el quinto puesto en términos de asistencia sanitaria de calidad. Es gracias a sus clínicas de última generación y a una amplia red de centros sanitarios de atención primaria. Tres hospitales públicos conviven con un extenso listado de hospitales privados. Allí, la Seguridad Social cubre más del 60% de los gastos en sanidad.

6. Singapur

Singapur, con más de 5 millones de habitantes, es uno de los países que menos invierten en sanidad (unos 871 euros por persona), pero la OMS considera que proporciona una cobertura de calidad para sus ciudadanos. Los costes están regulados, por lo que los servicios sanitarios son baratos. Además, el Estado obliga a la población a ahorrar para cubrir aspectos que abarcan desde vivienda o ciertos seguros hasta cuestiones médicas, por ejemplo, el tratamiento de algunas enfermedades. 

7. España

España es el séptimo país de la lista. Nuestro país se caracteriza por sus competentes profesionales sanitarios (muy cotizados en otros países), sus hospitales de última generación y sus grandes esfuerzos en investigación para la cura de enfermedades, como el cáncer.

Además, el sistema sanitario español destaca por su accesibilidad para toda la población y, a diferencia de otros países con modalidad mixta, los ciudadanos pueden utilizar cualquier rama de la medicina, independientemente de su situación económica y de su afiliación a la Seguridad Social.

8. Omán

Con casi 5 millones de habitantes, Omán es uno de los países que más presupuesto destinan a la sanidad anualmente. Su campaña por mejorar su sistema sanitario lo ha convertido en uno de los países que más servicios ofrecen y de mayor calidad. De hecho, su esperanza de vida ha pasado de 60 a 74 años.

9. Austria

Austria ha diseñado un sistema sanitario diferente al resto de los países. Los ciudadanos austríacos deben contratar un "seguro privado" mensualmente para acceder a la sanidad pública. Puede que te preguntes, ¿es sanidad privada? Realmente no. En vez de utilizar los impuestos para sufragar la sanidad, se destina parte del dinero de las pólizas de salud.

10. Japón

De acuerdo con la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económicos (OCDE), Japón es el país que tiene la esperanza de vida más alta del mundo. El promedio es de 84,2 años.

El país nipón tiene más de 126 millones de habitantes, que deben contratar un seguro de salud público para sufragar sus gastos sanitarios. La cantidad a abonar difiere en función de la economía de cada ciudadano.

La mayoría de los ciudadanos combina ese seguro público con un seguro privado para extender las coberturas médicas a las que pueden acceder.

Tecnología
Finanzas
Energía
Ahorro Del Hogar
Internet
Móvil
Televisión
Seguros
Ocio
Home Noticias

Seguros

Los 10 países con el mejor sistema sanitario del mundo

pasillo-hospital-azul-enfermeras

Te traemos el top 10 del ranking de los países con mejor sanidad del mundo. Alerta spoiler: España está en él.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) ha establecido un listado en el que incluye 190 países con mejor sanidad

1. Francia

Francia encabeza la lista de la OMS. Sus casi 70 millones de habitantes tienen acceso a un híbrido público-privado..

La Seguridad Social francesa cubre el 70% de la asistencia primaria: el paciente acude a una visita médica, abona el importe total y después se le devuelve ese 70%.

La mayoría de los ciudadanos franceses contratan, además, un seguro médico privado para cubrir eventualidades de carácter grave, es decir, enfermedades que el sistema sanitario público francés no cubriría. 

2. Italia

Italia, a ojos de la Organización Mundial de la Salud, es el segundo país con mejor asistencia sanitaria del mundo. Básicamente, sigue un patrón similar al francés: la sanidad está en manos de organismos públicos y privados.

La diferencia en este caso es que los servicios están descentralizados: el sistema sanitario se divide por regiones y cada una se adapta a las condiciones de cada zona. Por tanto, la sanidad no funciona igual en la zona de Lombardía que en la zona de Umbria.

Italia garantiza que los servicios en asistencia primaria estarán cubiertos. Para todo lo demás, la cobertura es parcial. Los ciudadanos deben abonar una cantidad por consulta médica.

3. San Marino

San Marino es el tercer Estado más pequeño de Europa, después de Ciudad del Vaticano y Mónaco. Sus 35.000 habitantes disfrutan del bronce en materia sanitaria, según la OMS.

La media de inversión del país en este campo supera con creces las de muchos otros, llegando a presupuestar más de 3.000 euros por ciudadano en sanidad anualmente.

4. Andorra

El sistema sanitario andorrano también se posiciona como uno de los mejores del mundo. ¿Los motivos? La pequeña dimensión del país y la baja tasa de paro podrían declararse razones suficientes para este cuarto puesto mundial.

Una peculiaridad del sistema es que solo algunos profesionales sanitarios son asalariados, los demás son autónomos con un convenio con la Seguridad Social.

Los ciudadanos andorranos pueden elegir a qué médico quieren ir (ya sea médico de cabecera o médico especialista en una rama concreta). Al final de la visita, pagan el 100% de la consulta y a lo largo de los días, la Caixa Andorrana de Seguretat Social les devuelve el 75% de los gastos. De igual forma ocurre con los medicamentos.

5. Malta

Malta tiene unos 500.000 habitantes y el quinto puesto en términos de asistencia sanitaria de calidad. Es gracias a sus clínicas de última generación y a una amplia red de centros sanitarios de atención primaria. Tres hospitales públicos conviven con un extenso listado de hospitales privados. Allí, la Seguridad Social cubre más del 60% de los gastos en sanidad.

6. Singapur

Singapur, con más de 5 millones de habitantes, es uno de los países que menos invierten en sanidad (unos 871 euros por persona), pero la OMS considera que proporciona una cobertura de calidad para sus ciudadanos. Los costes están regulados, por lo que los servicios sanitarios son baratos. Además, el Estado obliga a la población a ahorrar para cubrir aspectos que abarcan desde vivienda o ciertos seguros hasta cuestiones médicas, por ejemplo, el tratamiento de algunas enfermedades. 

7. España

España es el séptimo país de la lista. Nuestro país se caracteriza por sus competentes profesionales sanitarios (muy cotizados en otros países), sus hospitales de última generación y sus grandes esfuerzos en investigación para la cura de enfermedades, como el cáncer.

Además, el sistema sanitario español destaca por su accesibilidad para toda la población y, a diferencia de otros países con modalidad mixta, los ciudadanos pueden utilizar cualquier rama de la medicina, independientemente de su situación económica y de su afiliación a la Seguridad Social.

8. Omán

Con casi 5 millones de habitantes, Omán es uno de los países que más presupuesto destinan a la sanidad anualmente. Su campaña por mejorar su sistema sanitario lo ha convertido en uno de los países que más servicios ofrecen y de mayor calidad. De hecho, su esperanza de vida ha pasado de 60 a 74 años.

9. Austria

Austria ha diseñado un sistema sanitario diferente al resto de los países. Los ciudadanos austríacos deben contratar un "seguro privado" mensualmente para acceder a la sanidad pública. Puede que te preguntes, ¿es sanidad privada? Realmente no. En vez de utilizar los impuestos para sufragar la sanidad, se destina parte del dinero de las pólizas de salud.

10. Japón

De acuerdo con la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económicos (OCDE), Japón es el país que tiene la esperanza de vida más alta del mundo. El promedio es de 84,2 años.

El país nipón tiene más de 126 millones de habitantes, que deben contratar un seguro de salud público para sufragar sus gastos sanitarios. La cantidad a abonar difiere en función de la economía de cada ciudadano.

La mayoría de los ciudadanos combina ese seguro público con un seguro privado para extender las coberturas médicas a las que pueden acceder.