Trucos para ahorrar luz mientras haces tareas domésticas


¡Gira el móvil!
tarify.es se ve mejor en Portrait

Trucos para ahorrar luz mientras haces tareas domésticas

Trucos para ahorrar luz mientras haces tareas domésticas

Hay muchas formas de reducir el uso de energía en el hogar mientras llevas a cabo las tareas cotidianas como cocinar o hacer la colada. Te ayudamos a que cambies ciertas costumbres para conseguir ahorrar lo máximo posible.

El ahorro es más importante que nunca con la escalada en los precios de la energía. Sencillamente, no podemos vivir sin ella, es un bien de primera necesidad. 

Desde Tarify, aparte de acercarte las mejores tarifas de luz y gas, compartimos unos sencillos trucos que te ayudarán a ahorrar en tus facturas.

 

logo wombbbat
 
Precio Luz por tramos horarios
100% Luz verde
Tarifa de Gas natural 3.1
 
Sin permanencia
 
67
,99*
€/mes
 
Ver detalles


Cómo ahorrar en la cocina

En ese caso, es recomendable comprar utensilios de cocina que reduzcan el tiempo de cocinado, como puede ser una olla exprés o incluso una hotpot, una olla eléctrica. Puedes ahorrar si la buscas de bajo consumo. También una olla de cocción lenta reducirá el consumo eléctrico. 

Otro buen consejo es no utilizar el horno para alimentos pequeños, ya que se gasta mucha energía para cocinar. Otra sugerencia útil para cocinar alimentos en el horno es meter la comida en un plato u olla de cerámica o vidrio, ya que este material se caliente más y acelera el tiempo de cocinado, por lo que salvarás también energía.

Por último, descongela alimentos de manera natural y evita el uso del microondas para esta función.

 

Cómo ahorrar en el uso del lavavajillas

La única forma de ahorrar luz con el lavavajillas, aparte de tener uno con etiqueta 'A,' es ser muy selectivo. No ponerlo en marcha hasta que esté totalmente lleno y, si algún cubierto está demasiado sucio, acláralo a mano primero. De esta forma evitarás tener que usar programas largos a alta temperatura.

 

Cómo ahorrar con los aparatos electrónicos del hogar

Según diversos estudios, los aparatos electrónicos como la televisión, el microondas o el aire acondicionado representan entre el 10% y el 15% del gasto energético mensual de una casa.

Este gasto viene impulsado principalmente por ordenadores y televisores, ya que suelen estar funcionando todo el día, aunque no estén en stand by. Es decir, un ordenador en estado de hibernación sigue consumiendo, poco, pero está consumiendo. Igualmente, las televisiones apagadas pero con el led rojo encendido, gastan. 

Lo único que se puede hacer contra esto es prestar atención a este tipo de “gastos pasivos” y asegurarse de apagar del todo estos aparatos.

 

Cómo ahorrar al hacer la colada

El gasto principal en esta tarea imprescindible es el consumo que causan la lavadora y la secadora. Al contrario de lo que mucha gente cree, no es malo cargar la lavadora. En principio, está hecha para eso. Una lavadora puede cargarse de ropa y la limpiará sin problema utilizando la misma cantidad de agua que si hubiera cuatro prendas.

Está comprobado que hay una diferencia grande de consumo si se utiliza agua fría en vez de tibia o caliente. Con la secadora pasa lo mismo. Se tiendaea poner poca ropa en ella pensando que así se secará mejor. La realidad es que la secadora puede secar con el mismo gasto de energía, una cantidad mayor de ropa.


Home Noticias

Ahorro del hogar

Trucos para ahorrar luz mientras haces tareas domésticas

Trucos para ahorrar luz mientras haces tareas domésticas

Hay muchas formas de reducir el uso de energía en el hogar mientras llevas a cabo las tareas cotidianas como cocinar o hacer la colada. Te ayudamos a que cambies ciertas costumbres para conseguir ahorrar lo máximo posible.

El ahorro es más importante que nunca con la escalada en los precios de la energía. Sencillamente, no podemos vivir sin ella, es un bien de primera necesidad. 

Desde Tarify, aparte de acercarte las mejores tarifas de luz y gas, compartimos unos sencillos trucos que te ayudarán a ahorrar en tus facturas.

 


Cómo ahorrar en la cocina

En ese caso, es recomendable comprar utensilios de cocina que reduzcan el tiempo de cocinado, como puede ser una olla exprés o incluso una hotpot, una olla eléctrica. Puedes ahorrar si la buscas de bajo consumo. También una olla de cocción lenta reducirá el consumo eléctrico. 

Otro buen consejo es no utilizar el horno para alimentos pequeños, ya que se gasta mucha energía para cocinar. Otra sugerencia útil para cocinar alimentos en el horno es meter la comida en un plato u olla de cerámica o vidrio, ya que este material se caliente más y acelera el tiempo de cocinado, por lo que salvarás también energía.

Por último, descongela alimentos de manera natural y evita el uso del microondas para esta función.

 

Cómo ahorrar en el uso del lavavajillas

La única forma de ahorrar luz con el lavavajillas, aparte de tener uno con etiqueta 'A,' es ser muy selectivo. No ponerlo en marcha hasta que esté totalmente lleno y, si algún cubierto está demasiado sucio, acláralo a mano primero. De esta forma evitarás tener que usar programas largos a alta temperatura.

 

Cómo ahorrar con los aparatos electrónicos del hogar

Según diversos estudios, los aparatos electrónicos como la televisión, el microondas o el aire acondicionado representan entre el 10% y el 15% del gasto energético mensual de una casa.

Este gasto viene impulsado principalmente por ordenadores y televisores, ya que suelen estar funcionando todo el día, aunque no estén en stand by. Es decir, un ordenador en estado de hibernación sigue consumiendo, poco, pero está consumiendo. Igualmente, las televisiones apagadas pero con el led rojo encendido, gastan. 

Lo único que se puede hacer contra esto es prestar atención a este tipo de “gastos pasivos” y asegurarse de apagar del todo estos aparatos.

 

Cómo ahorrar al hacer la colada

El gasto principal en esta tarea imprescindible es el consumo que causan la lavadora y la secadora. Al contrario de lo que mucha gente cree, no es malo cargar la lavadora. En principio, está hecha para eso. Una lavadora puede cargarse de ropa y la limpiará sin problema utilizando la misma cantidad de agua que si hubiera cuatro prendas.

Está comprobado que hay una diferencia grande de consumo si se utiliza agua fría en vez de tibia o caliente. Con la secadora pasa lo mismo. Se tiendaea poner poca ropa en ella pensando que así se secará mejor. La realidad es que la secadora puede secar con el mismo gasto de energía, una cantidad mayor de ropa.